DURDO

Durdo, uno de los peces más abundantes de nuestro litoral

El Durdo (Labrus bergylta)-también denominado maragota-, es uno de los peces litorales más abundantes y fáciles de ver. Puebla todos los fondos rocosos de la costa vasca desde Hondarribia hasta Kobaron, siendo especialmente abundante en el Superpuerto de Bilbao. También está presente en las márgenes rocosas de la playa de La Arena.




Numerosos ejemplares son hermafroditas proteróginos, es decir, en la primera etapa de su vida son hembras, que posteriormente se transforman en machos.

Su reproducción tiene lugar en primavera, durante los meses comprendidos entre mayo y julio.

Entonces las hembras ponen sus huevos, de color amarillento y de un milímetro de diámetro, en un tosco nido que previamente han construido con algas en el fondo. Las larvas nacen al cabo de 5 ó 6 días. En un principio se nutren de su saco vitelino, hasta que comienzan a capturar diminutos organismos suspendidos en el agua.

Durdo

A diferencia de otros peces, los huevos del Durdo no son flotantes, sino que son depositados en nidos construidos por sus progenitores.

Su esperanza de vida puede superar los quince años y los mayores ejemplares (los más longevos, ya que los peces a diferencia de los mamíferos o las aves crecen durante toda su vida), pueden alcanzar los 60 centímetros y los 5 kilos de peso, si bien actualmente los ejemplares más comunes miden 50 centímetros y pesan alrededor de kilo y medio.

Su alimentación está basada en moluscos, anélidos, crustáceos y peces.

El área de distribución de este lábrido comprende el: Atlántico, desde Marruecos a Noruega, donde es muy común. También está presente en el Mediterráneo.

¿CÓMO RECONOCERLOS?

El Durdo se caracteriza por tener un cuerpo alargado y una coloración sumamente variable, pues hay ejemplares rojiblancos, pardos oscuros, verdes, etc.

Estas diversas razas dentro de la misma especie, hace que al durdo se le conozca también con el nombre de Labrus variabilis.

Sus labios son muy gruesos y su larga aleta dorsal está provista de numerosos radios espinosos. Sus aletas pectorales presentan un llamativo color naranja.

 

 

CURIOSIDADES

DurdoVive solitario en grutas y grietas de fondos rocosos desde de los 2 metros de profundidad hasta los 60 metros.

Si no es molestado y dispone de alimento, es sumamente sedentario y puede permanecer durante toda su vida en la misma cueva o hendidura submarina.