Repsol e Ibil refuerzan su posición en la recarga de vehículos eléctricos

Punto de recarga ultra-rápido, situado en la estación de servicio de Petronor en Ugaldebieta (Abanto-Zierbena).
Punto de recarga ultra-rápido, situado en la estación de servicio de Petronor en Ugaldebieta (Abanto-Zierbena).
Repsol, grupo al que pertenece Petronor, ha adquirido a Ibil su red de recarga y servicios de comercialización de energía para vehículos eléctricos. Esta operación consolida la posición de Repsol como referente en movilidad en la Península Ibérica y su apuesta por la innovación y el desarrollo de nuevos productos y servicios adecuados a las necesidades de sus clientes.

Ibil, pionero en la implantación de redes de recarga, mantendrá su impulso a la movilidad eléctrica como un referente tecnológico e industrial, focalizando su actividad en la instalación y operación de infraestructuras para Repsol y terceros.

Tras este acuerdo, la red pública de recarga de Repsol estará formada por más de 230 puntos, que constituyen una de las infraestructuras de este tipo más relevantes de España. De ellos, 35 son de carga rápida situados en estaciones de servicio de la compañía, lo que posiciona a Repsol como líder en recarga eléctrica de este ámbito. La compañía operará también 1.000 terminales que Ibil ha instalado a empresas y particulares.

A esto se añaden los dos primeros puntos de recarga ultra-rápida de la Península Ibérica. Uno de ellos, el situado en la estación de servicio de Petronor en Ugaldebieta (Abanto-Zierbena), tiene cuatro terminales capaces de entregar individualmente hasta 400 kW, lo que los convierte en los puntos de recarga de mayor potencia de Europa.